Alejandra «Estoy en camino»

Sin duda, las personas siempre estamos en búsqueda de lo que nos hace felices, buscamos desarrollarnos, sentirnos plenos con lo que hacemos… esta es tarea de toda la vida, hacer camino, aspirar a una vida completa y más humana.

«… siento que ayudar es mi don»

Desde pequeña quiso ser médico, en el colegio destacó por su perseverancia y buenas
calificaciones. De la Fundación, recuerda que siempre ha estado en momentos claves de su vida, “destaco la acogida y no sólo el aporte económico para mi educación, la fundación me ayudó a desarrollarme, a dejar de lado un poco la timidez”, puntualiza la joven apadrinada.

Su buen andar académico, la llevó a obtener una beca (de una destacada empresa) para que preparara su postulación a la universidad. A pesar de su muy buen puntaje en la prueba de selección universitaria, no le alcanzó para ingresar, pero sí lo pudo hacer vía admisión especial. La universidad otorgó solo un cupo para quien destacara por sus calificaciones y ese lugar de privilegio estaba preparado para Alejandra.

“El cambio fue fuerte, de ser la mejor en el liceo, ahora estoy a la par, incluso hay mejores que yo, siento que no tenía todos los conocimientos y tenía que aprenderlos ya!, Si me caía tenía que volver a pararme, tenía que estudiar mucho más… de otra forma”. Menciona la ya empoderada estudiante de medicina, cuyo cambio no sólo fue de un liceo rural a la universidad, sino el cambio que también significo irse a vivir a la ciudad.

Alejandra, también accedió a la Beca Servicio de nuestra Fundación, lo que le permite pagar el arriendo de su nueva residencia en la ciudad, algo de mercadería y el pago de los servicios básicos. También esta beca la mantiene ligada a la Fundación realizando, entre otras cosas, charlas de primeros auxilios y también apoyo en las diversas tareas de las promotoras y personal de la institución.

¿Por qué decidiste ser médico

“Siempre quise serlo, desde pequeña, estábamos muy abandonados, siento que ayudar es mi don, me gusta entregar y desde la medicina lo puedo hacer; mi sueño es trabajar varios años en medicina general antes de buscar mi especialidad, luego ayudar a mi mamá, tener mi casa… hacer más humana esta profesión”, sentencia Alejandra.

Actualmente, la joven estudiante está terminando su segundo año de estudio con todo lo que ha significado convivir con la pandemia que nos afecta a todos “La verdad, que ha sido difícil adaptarme al estudio online, porque significó alejarme de mi familia, y viajar mucho menos que antes. Porque allá donde yo vivo hay mala conectividad a Internet y significa un problema en las clases, entonces, acá ocupo ese espacio tanto para descansar como para estudiar, y así distribuir también las labores domésticas. Por ahora, las notas van bien, y estoy en lo último, y lo más probable es que de examen en enero, así que en este momento ese es mi objetivo”, señala la joven becada.

Alejandra, con mucho entusiasmo asume que está en camino, en camino a transformarse en médico, en camino a desarrollarse como persona y humanizar su profesión “Estamos atendiendo personas”, concluye

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

QUIERO HACER UNA

DONACIÓN

Tu aporte es fundamental para que miles de familias tengan el apoyo necesario para romper su círculo de pobreza. Mediante nuestros programas, apoyamos a las familias para que adquieran las herramientas que necesitan para ser cada vez más autosuficientes y menos vulnerables.